Se encuentra usted aquí

Evidencias de la conquista bíblica de Babilonia a Jerusalén

Lunes 10 de Febrero, 2020
Investigadores de la Universidad de Carolina del Norte han encontrado un depósito de cenizas que podría tener la clave de esta historia que aparece en la biblia.

Arqueólogos de Carolina del Norte, Colegio Academico Ashkelton y la Universidad de Haifa han anunciado que en la colina occidental de la antigua Jerusalén, han encontrado un depósito de cenizas que podría contener evidencias de la ciudad en la Edad de Hierro.

Dentro del Proyecto Arqueológico del Monte Sión, mezclados con las cenizas encontradas, se obtuvieron puntas de flecha siendo algunas de bronce, lámparas de aceite y alguna pieza de joyería de oro y plata, aparte de una importante estructura de la Edad del Hierro, proporcionando solidas evidencias de la destrucción de Jerusalén por parte de los babilónicos en el año 586 antes de Cristo.

Se han encontrado solidas evidencias de la destrucción de Jerusalén por parte de los babilónios

Gibson, uno de los investigadores ha señalado que: “Sabemos dónde estaba la antigua línea de fortificación, así que sabemos que estamos dentro de la ciudad. Sabemos que esta no es una zona de descarga, sino el vecindario sudoeste de la ciudad durante la Edad de Hierro, en el siglo VIII antes de Cristo, el área urbana se extenía desde el área de la ciudad de David hacia el suroesta y hasta la colina occidental donde estamos excavando”.

Lo hallado, según los investigadores, es compatible con los restos de una casa incendiada en la que se han podido encontrar: “Objetos domésticos, pedazos de cerámica, lámparas de aceite... y puntas de flecha y una pieza de joyería que podría haberse perdido y enterrado en la destrucción”. Esto hace que los arqueólogos crean que podría tratarse de una casa del gran hombre “mencionadas en el segundo libro de Reyes 25:9” que dice lo siguiente: “Y él [el capitán de la guardia de Nabucodonosor, Nabuzaradán] quemó la casa del Señor y la casa del rey; y todas las casas de Jerusalén, incluso la casa de todo gran hombre, lo quemaron con fuego".

La pieza de joyería que ha sido encontrada se trata de una borla o arete que no tiene más de 2,5 cm con una parte superior de oro en forma de campana y un racimo de uvas plateada debajo. Siendo esta joya la segunda pieza que ha sido encontrada de esta época.

Para Israel, esta año pasado ha sido muy intenso en cuanto a hallazgos arqueológicos desde el punto de vista bíblico: iglesias,  altares y pueblos que se encontraban en textos hebreos, como Emaús.

O la avenida de Poncio Pilatos, con un bulevar de más de 600 metros que fue construido en su época. Una calle que tuvo que usar más de 10.000 toneladas de piedra caliza y que además es posible que conectara con el Monte del Templo, un lugar sagrado donde los peregrinos judios iban a adorar.

Aunque uno de los más curiosos, puede que fuera el del ADN que consiguió descubrir el origen de los filisteos gracias a una tumba infantil que sugeriría que este pueblo tenía entre un 25 y un 70 % de su genoma procedente de Europa, especialmente próximo a pobladores del Egeo, Cerdeña y la península Ibérica.

Otros artículos de:

Añadir nuevo comentario